miércoles, 30 de enero de 2013

Obligarse.

La desesperación.
La espada. 
La pared. 
Las canciones. 
La fuerza 
y todo eso débil 
que tiene la fuerza.


Nunca morirse,
nunca vivirse.
Lo instantáneo.
Quedarse.
El estancamiento.
La paradoja.
Tu sonrisa
que no es tan linda,
sólo encantadora.

Ya no puedo odiar.
Y no sé cómo querer.
Como cuando se está
por gritar.
Pero se te va
la voz.

Lo efímero.
Tus mensajes
limitados.
Limitantes.
Los no límites.
El juego.

No decirse.
Sensaciones.
Obligarse.
No sentirse.
No merecerse.

Ya no puedo odiar.
Y no sé cómo querer.
Como cuando se está
por gritar.
Pero se te va
la voz.~




Sofie.